GALLEGOS EN EL CANAL DE PANAMA

junio 16, 2019

Durante la construcción del primer Canal de Panamá, entre los años 1904 a 1914, era muy escasa la mano de obra para realizar los inmensos trabajos tanto de excavación como de cimentación del mismo. Debido a la gran mortaldad y al poco interés de los lugareños por integrarse en la obra el presidente norteamericano sabedor de el gran trabajo realizado por los obreros gallegos en la construcción del ferrocarril cubano, da instrucciones para que una delegación americana se desplace a Europa e intente entre otras cosas el reclutamiento para la construcción del canal de gente de origen gallego.

Trabajadores gallegos en el Canal de Panamá

Los primeros trescientos gallegos llegaron a Panamá desde Cuba y la empresa por su parte hace que estos escriban cartas a sus familias, en Galicia, explicando el buen trabajo que había del otro lado del océano.

El sueldo ofrecido a quienes se desplazaran a trabajar allí era de 2 dólares diarios y la empresa contratante se hacía cargo de la mitad del pasaje, además del alojamiento, provisiones y ofrecía también la posibilidad de llevar a la familia.

Grupo de paisanos en Panamá

En el año 1906 ya eran 5353 los obreros gallegos que trabajaban en la construcción del canal. Nuestros paisanos eran los trabajadores mejor considerados por los constructores, por su capacidad de trabajo y su honestidad. Fueron ellos los que consiguieron que la empresa les diera 10 minutos de pausa a media mañana para así poder comer algo.

Gallegos trabajando en el canal

En el año 1912 cuando la obra ya tocaba a su fin comienza la repatriación de los gallegos, pero muchos de ellos no regresan a su tierra y deciden tomar otros rumbos. Algunos se trasladan a Cuba, otros a Brasil o Guatemala a trabajar en la empresa americana United Fruit Company que estaba escasa de mano de obra por aquel entonces.

Es curioso que en nuestra patria se hable poco de este acontecimiento, uno de tantos que hicieron a nuestros paisanos partícipes de las grandes obras de este mundo.

Anuncios

COMBARRO Y SUS HORREOS

junio 2, 2019


O BARALLETE (o segredo mellor gardado)

mayo 15, 2019

Recientemente se ha editado y puesto a la venta un libro con el título de O BARALLETE o segredo mellor gardado que sin lugar a dudas es el mejor hasta la fecha sobre esta lengua propia de la provincia de Ourense y que fue durante muchos años usada por el gremio de los afiladores ambulantes.

En él podemos encontrar infinidad de información sobre este noble oficio así como poemas, historias, también información sobre las ruedas de afilar y los utensilios cotidianos de aquellos hombres de nuestra tierra que se desplazaron a casi todo el mundo con el único propósito de ganarse la vida.

Las 1522 palabras del barallete están a su vez traducidas al gallego, castellano, esuskara y catalán, respectivamente y también los 121 compuestos léxicos.

El autor de este libro es Santiago Bonay lópez y las ilustraciones fueron realizadas por David Rodríguez Lorenzo. Es de agradecer el interés que han puesto en este trabajo el Ayuntamiento de Nogueira de Ramuin y la Diputación de Ourense.

Desde aquí invitamos a todos aquellos que deseen adquirir esta magnífica obra literaria se pongan en contacto con en ayuntamiento antes mencionado y de esa forma saber como hacerse con ella.

 


ANTONIO MACHÍN

mayo 4, 2019

El verdadero nombre de este gran artista era: “Antonio Abad Lugo Machín”. Su padre, emigrante gallego, se llamaba José Lugo Padrón y la madre, afrocubana, Leoncia Machín. Nace el 11 de febrero de 1903 en Segura la Grande (Cuba) y fallece el 4 de Agosto de 1977 en Madrid.

Mucho se podría decir de este gran intérprete de boleros pero lo mejor de todo es el poder escucharle y verle, como lo haremos a continuación.

 

 


UN HOMBRE ELEGANTE

abril 17, 2019

Siempre usaba sombrero,

hiciese frío o calor.

Siempre usaba sombrero

aquel distinguido señor.

*

Con su traje gris oscuro,

los zapatos bien brillantes,

la camisa impoluta,

era recio y elegante.

*

Llevaba portafolios marrón,

en la solapa una flor,

no hablaba nunca con nadie,

o eso creía yo.

*

Desde la vieja ventana

lo veía pasar cada día.

Esperaba su llegada,

sabía que no faltaría.

*

Pero una vez no pasó,

era por la mañana

y supe que ya nunca más

me pondría en la ventana.

*

Tardé en saber la verdad

y confirmar el presentimiento,

oí decir a un vecino

que aquel hombre había muerto.

*

Supe también que vivía

sólo en una pensión,

Que había nacido en Galicia,

en el pueblo de Padrón.

*

Desde entonces y hasta ahora

una tristeza me aterra,

por aquel hombre elegante

que ya no volverá ver su tierra.

*

ROBERTO GONZALEZ RODRIGUEZ

*


LA CIUDAD DE LOS MUCHACHOS, HOY

abril 1, 2019


EL ÚLTIMO VIAJE

marzo 18, 2019

Muchas veces he vuelto a la aldea,

siempre con alegría e ilusión.

Cuando me iba pensaba en volver

cosa que no pasa en esta ocasión.

*

Llevo muchos años de emigrante,

me ha ido bien, queja no tengo.

Vivo lejos de mi querida tierra

pero cuando puedo, vengo.

*

Ahora, llegando a los ochenta,

me alejo del pueblo triste y llorando,

porque sé que no volveré a pisarlo

y que para siempre lo estoy dejando.

*

Mi hijo me mira y sin decir palabra

sabe por lo que lloro, me entiende.

Entonces, al oído le susurro:

Hijo, quiero que aquí me entierren”.

*

ROBERTO GONZALEZ RODRIGUEZ

*